Buscar

miércoles, 4 de diciembre de 2013

Propiedades del Tamarindo


El tamarindo es un árbol muy apreciado, no solo de uso medicinal, sino también culinario; es originario de la sabana africana, se extendió por Asia y desde luego por América, desde los tiempos en que trasportaban esclavos hacia el “nuevo mundo”.

La fruta del tamarindo es una vaina de 12 a 15 cm de largo de color marrón, dentro encontramos una pulpa suave de sabor dulce y ácido a la vez, también de color marrón con semillas negras brillantes, siendo esta la parte más utilizada tanto en medicina alternativa como en la cocina. En su composición química destacan la vitamina B, calcio, magnesio, potasio, carotenos, flavonoides, la pectina (fibra solublre), safrol, glúcidos (65-70%), hordenina (alcaloides), y ácidos orgánicos, en especial el ácido cítrico málico y tartárico (8-12%), este último le da su lugar como una de las frutas más acidas que existe.

Para la Digestión: De la forma más sencilla el fresco de tamarindo actúa como un suave laxante, aumenta los movimientos intestinales, previniendo el estreñimiento, 100 gramos de pulpa proporcionan aproximadamente un 13% del valor diario de fibra dietética, además ofrece protección a la mucosa del colon contra productos químicos nocivos, esto es debido a su alto contenido en glúcidos y pectina, que se encargan de limpiar el intestino, provocando heces blandas y sin cólicos, lo que le convierte en el laxante ideal por excelencia, se recomienda tomar de 20 a 40 gr. de pulpa diluida en agua, hasta 3 tomas diarias, esto según cada organismo pues en mi caso particular lo consumo como fresco y con un vaso al día tengo más que suficiente.

En ocasiones se puede combinar con el sen para reforzar su efecto laxante, pero en este caso no deberá exceder a 7 días.  También se puede incluir en dietas para adelgazar, especialmente si se combina con una rutina de ejercicios.

Astringente, Antihelmintico y Vermífugo: Remedio eficaz utilizado en regiones de África, y la India, en este caso se usan las hojas en forma de infusión de 30 g. de hojas secas por litro de agua, tomar 3 tazas al día.

Propiedades Cardiovasculares: El extracto de tamarindo tiene grandes propiedades antioxidantes, que pueden ayudar a prevenir la arteriosclerosis y por su alto contenido de potasio ayuda a regular la frecuencia cardiaca y presión arterial mediante el control de los efectos del sodio, lo que ayuda a tener el corazón saludable.

Colerético y Colagogo Suave: Tiene propiedades protectoras y descongestionantes del hígado, conviene en trastornos biliares por su capacidad de favorecer el vaciamiento de la vesícula biliar, también ayuda a bajar los niveles de azúcar y colesterol en la sangre así como a descongestionar el hígado graso. Tomar infusión de 30 g. de hojas secas por litro de agua, hasta 3 tazas diarias, tomar de 20  a 40 g. de pulpa diluida en agua hasta 3 tomas diarias.



Refrescante y Tonificante: Como tiene un alto contenido en ácidos orgánicos que aportan propiedades refrescantes y tonificantes, por lo que es muy utilizado como antipirético para bajar la fiebre, también para entrenamientos deportivos, así mismo ayuda a fortalecer el sistema inmunológico, protege al cuerpo de resfríos y funciona como un estimulante del apetito. Tomar infusión de 30 g. de hojas secas por litro de agua, hasta 3 tazas diarias, tomar de 20  a 40 g. de pulpa diluida en agua hasta 3 tomas diarias.

Como Refresco: Diluir la pulpa en agua o se puede licuar (y colarlo), endulzar con miel o dulce preferiblemente.

Contraindicaciones: Aumenta la absorción de la aspirina, lo que puede aumentar el riesgo de sangrado, no es indicado para mujeres embarazadas o en periodo de lactancia.

Aprovechemos las riquezas de la naturaleza, que además de ser deliciosas son saludables y nutritivas.



     

No hay comentarios :

Publicar un comentario